Saltar al contenido
Paraelpelorizado.com

Rutina para el cuidado del pelo rizado

rutina pelo rizado

En chicas con el pelo rizado o afro suele ser un problema matutino el frizz, la resequedad y el difícil manejo del cabello. Pero lo que muy pocas mujeres saben, es que existen una rutina y tratamiento dedicados únicamente para el pelo rizado.

Precisamente en este artículo, te daremos una guía para fortalecer, hidratar y cuidar el cabello afro o rizado.

Acerca del pelo afro o rizado y su rutina

Sabemos que estos tipos de cabello se caracterizan por su encrespamiento, porosidad, se enredan con facilidad y presentan un alto nivel de sequedad. Por lo tanto, el enfoque del tratamiento se basará única y exclusivamente en la hidratación siguiendo una rutina para cuidar el pelo rizado

Hidratar el cabello hará que los rizos se vean más definidos, fortalecidos y con menos frizz.

El tratamiento

Usualmente, las personas con cabellos rizados o afro suelen buscar un producto específico para un problema en particular, ya sean tratamientos para:

  1. Cabello seco
  2. Encrespamiento y frizz
  3. Rizos no definidos

En efecto, es muy aconsejable usar productos apropiados para nuestro tipo de pelo y más aún si es rizado o afro, pues buscamos hidratar con ingredientes nutritivos que cumplan al pie de la letra su función. Sin embargo, hay que tener en cuenta que no son productos que por arte de magia arreglaran el cabello.

Esto quiere decir que, para obtener resultados satisfactorios se debe seguir una rutina para el pelo rizado con productos adecuados. Lo ideal es mantener un equilibro que se adapte a este tipo de cabello, ya que no es recomendable usar un producto específico en el tratamiento y luego aplicar otro con características totalmente diferentes después.

Por ejemplo, si empleamos un acondicionador como producto para hidratar, no podemos aplicar un champú a base de sulfatos -pues es enemigo de los cabellos secos-, porque restaríamos el efecto del acondicionador. Esto nos dejaría con el pelo prácticamente igual de seco.

No podemos aplicar rutinas o tratamientos para cabellos grasos o mixtos, pues son totalmente opuestos a los rasgos del afro o rizado.

¿Qué rutina de lavado seguir en el pelo rizado?

Por lo general, el proceso de lavado en estos tipos de cabello suele estar acompañado de una gama de productos.

Uso de Champú

Lo primero a considerar es que el tipo de cabello afro y rizado no suele ensuciarse tanto con otras clases de pelo –grasos o mixtos- pues poseen muy poco sebo –grasa-. Por lo tanto, a duras penas se ensucia, siendo fácil de lavar con un champú suave.

A la hora de adquirir o buscar un buen champú, es necesario recordar que los sulfatos son enemigos de esta clase de cabello, por lo que es mejor evitarlo, esto es un elemento clave en la rutina para cuidar el pelo rizado 

Aunque sí es posible aplicar champú bajo en sulfatos, pero con la condición de que cuenten con un alto contenido de agentes humectantes, que hidraten profundamente el cabello para que suavicen la acción secante de los sulfatos. Algunos recomendables son los que contienen aceites vegetales grasos como el aceite de coco, macadami, jojoba, oliva o el karité.

La técnica del Co Wash

Existen personas que recomiendan lavarlo a menudo –todos los días-. Sin embargo, no es necesario lavar el cabello frecuentemente si no se ensucia.

Lo ideal es lavarlo cada 4 o 5 días, teniendo en cuenta que esto dependerá de la rutina diaria y de las actividades que se realicen a lo largo del día. Por ejemplo, si una persona practica algún deporte –como natación-, visita el gimnasio o su cabello se enreda constantemente.

Existe una solución muy recomendable y es la técnica del Co-Wash, muy recomendable en esta rutina para el cuidado del pelo rizado

Se basa en lavarse el cabello solo con acondicionador. Aplicar en situaciones en las cuales el cabello se ve afectado únicamente por agua de piscina, algo de polvo o sudor. Se trata de elementos que no tienen mayor influencia en la cabellera, por lo que no es necesario usar champú.

Los Co-Wash son acondicionadores que cuentan con un tensioactivo suave, que es el encargado de limpiar el cabello.

Por lo tanto, se puede aplicar directamente; pero si solo buscas hidratar y acondicionar el cabello, puedes hacer el trabajo con un acondicionador normal. Aunque, debes tener en cuenta que no hará la misma función que un co-wash, es decir, no limpiará el cabello.

Otro elemento a considerar es que: Si tu cabello tiene raíces muy grasas o es muy fino, no es recomendable su uso. Al contrario, es mejor aplicar un champú suave en estos casos.

Desventajas de aplicar champú en cabellos afro/rizados

Puede que para otros tipos de cabello sea el agente perfecto. Pero en los cabellos afro/rizados tiene efectos poco agradables

El champú suele abusar de la limpieza, retirando casi en su totalidad la poca grasa natural que suele fabricar el cuero cabelludo

Castiga las puntas –puntas abiertas-

En cambio, gracias al acondicionador lo puedes nutrir, hidratar, desenredar y claro, limpiar.

El champú y el Serum (o productos a base de silicona)

Existen diversos productos para aplicar después del acondicionador. En el caso de que uses algún serum, lociones que mejoran la salud del cabello o cremas que contengan entre sus ingredientes silicona. Ya sea porque es de tu agrado u otra razón, es recomendable utilizar de vez en cuando algún champú con clarificante o sulfato para retirar las siliconas al 100%

¿Por qué? Esto se debe a que la mayoría, principalmente los productos más comunes, no son solubles en agua, por lo que solo causan acumulación o residuos que únicamente pueden ser retirados con los sulfatos del champú

Sin embargo, si al usar el champú con sulfato notas extrema sequedad en el cabello, lo que puedes hacer es aplicar una mascarilla hidrante que contraste el efecto de los sulfatos

Uso de acondicionador en pelo rizado

Un producto que es obligatorio en el tratamiento de cabello afro y rizado es el uso de acondicionador con enjuague, el agente hidratante perfecto.

A la hora de aplicar este producto es recomendable:

  • Usar cantidades generosas que cubran satisfactoriamente cada hebra de cabello
  • Desenredar el cabello o masajear el producto con los dedos durante su aplicación

El Secado

El secado de los rizos puede ser una tarea muy compleja si no se realiza correctamente, por lo que es recomendable que:

A la hora de secar el cabello con una toalla, no lo frotes, pues causará que se enrede más. Es mejor colocar la toalla sobre la cabeza, de manera que cubra la cabellera y pueda absorber todo el exceso de agua durante unos minutos. Si usas una toalla de microfibra, obtendrás un mejor resultado.

El Plopping

Para mantener los rizos en perfecto estado, existe el plopping. Es una técnica, basada en no introducir el cabello en una toalla –como mencionamos anteriormente- sino permitir que el agua se acumule de manera natural en la parte alta de nuestro cabeza para luego cubrirla con una camiseta o toalla de microfibra

Es perfecta para mantener los rizos, evitando que estos se deshagan. También contribuye a evitar el estiramiento de la zona de la raíz, impidiendo que los rizos se observen sin volumen o aplastados.

Su objetivo es simple: No volver a enredar el pelo y no generar frizz.

Aplicación de Leave-in y Aceites

Una vez terminado el paso anterior, procedemos a nutrir y humectar, con el fin de sellar los productos en el pelo. Para ello, existen una gran gama de humectantes como los aceites vegetales puros, las lociones, los leave-in –acondicionador sin enjuague- entre otros. El uso de estos productos dependerá de:

  1. Si deseas aplicar más de uno, ya sea porque tu cabello se encuentra en una condición alarmante o es de tu gusto, puedes combinar por ejemplo un leave-in y un aceite.
  2. Si tu cabello es fino, necesitará menos. Incluso se puede proceder a usar los productos de peinar.
  3. Si es grueso y con bastante densidad, será necesario aplicar más producto.

Cada cabello es diferente, por lo tanto, es necesario probar con diversos productos que se amolden a sus necesidades. Es por ello que existen diferentes combinaciones que van a depender del tipo de cabello y del producto que necesites o tu gusto personal.

¿El cabello se sobresatura de producto?

No importa si tu rutina es diferente, hay personas que se lavan el cabello y luego pasan a la espuma –o crema de peinado- y por ello no hay problema, pues el cabello se nutre y acepta esto con gusto.

No hay de qué preocuparse, cada hebra de nuestro pelo disfruta de la aplicación de humectantes o aceites. Sin embargo, si tu cabello es de baja porosidad o muy fino, no puedes abusar de estos productos

Lo recomendable es ir probando cada resultado, para saber cuál sienta mejor en el pelo. La cuestión es descubrir para decidir cuál es mejor, pues algunos cabellos no aceptan muy bien ciertas lociones o aceites. Por lo que es necesario probar si el cabello los acepta de buena manera o es mejor eliminarlo o aplicarlo solo como sellador de puntas, entre otros.

El estilo

Este es el paso final: el peinado y la definición. Es aquí cuando se aplican espumas, geles y cremas de peinar con el fin de definir los rizos y también evitar el frizz o que se esponje luego.

Es recomendable evitar aquellos que integren entre sus ingredientes el alcohol secante, como el isopropanol, alcohol o etanol. Aunque la mayoría de los productos y tratamientos para cabellos afro/rizados no están compuestos por alcohol, puesto que existen los alcoholes hidratantes

Alcohol hidratante

Se trata de alcoholes grasos, de origen orgánico que son aceptados en la categoría de productos ECO o BIO certificados

De hecho, existen champús que mencionan no tener alcohol, pero al observar sus ingredientes, puede que notes entre ellos al Propylene Glycol, Stearyl Alcohol, Glicerina o Cetyl Alcohol,

Tal vez pienses que te han timado, pero no es así, este aviso indica que no posee alcohol secante –el cual puede ser dañino para el cabello-

Consejos a la hora de usar productos post lavado

1.    Todos los tratamientos usados después del lavado como los leave-in, geles o cremas definidoras, actúan de mejor manera cuando se aplican sobre el pelo mojado, muy mojado o húmedo.

2.    Si el cabello está seco durante la aplicación de los productos, mójalo nuevamente con un pulverizador de agua.

3.    En casos en los cuales el cabello posee muy poca densidad o es muy fino, no es necesario recargarlo con mucho producto. Aplica productos que contengan una fórmula ligera y con ello bastará. No hay necesidad de aplicar más leave-in o aceites; en este caso: muy poco es más.

4.    Aplicar espumas sin alcohol puede aportar mayor volumen y definición en los rizos.

¿Cómo mantener una buena hidratación en el pelo?

El elemento clave en la vida cotidiana de quienes poseen una cabellera afro-rizada. Es el principio básico para cualquier rutina del cuidado del pelo rizado.

1.    Una manera de evitar el encrespamiento es usando un pañuelo/prenda protectora –como una camiseta- o un gorro de satén para dormir. Este método evitará que el cabello haga fricción con la almohada para impedir que los rizos amanezcan encrespados o enredados.

También, son buenos para evitar que los productos y aceites aplicados sean absorbidos por la almohada.

Esta técnica es muy sencilla de realizar. Primero, se recoge el cabello con una goma cuidadosamente hasta la parte superior de la cabeza de manera que lucirá como la forma de una piña. Luego, se procede a colocar el gorrito de satén encima, cubriendo toda la cabeza.

2.    Hidratar el cabello por las mañanas. Los cabellos rizados necesitan de agua para poder manejarlos y darles la forma correcta. También se pueden aplicar aceites en el agua, usando un pulverizador para dicha acción.

3.    Si el agua no ejerce control en los rizos, será necesario aplicar nuevamente un producto sellador como aceites o lociones.

4.    No es necesario aplicar durante todo el día productos selladores. La hidratación de las mañanas bastará a menos que los rizos sean difíciles de controlar

5.    Aplicar cada 10 o 15 días un tratamiento con mayor profundidad puede ser muy beneficioso para este tipo de cabellos y más si han sufrido a causa de procedimientos químicos o tintes, pues necesitará de una dosis de proteínas, hidratación y restauración.

Unos rizos hidratados, son el resultado de un tratamiento bien aplicado y seguido rigurosamente. Ahora, solo debes lucir una hermosa cabellera afro/rizada perfectamente manejable, brillante, hidratada y sin frizz.